9 abr. 2010

¡Sal a Navegar!





Hay mucha gente que dice: "¡Si no lo veo no lo creo! ¡Hay que ver para creer!" ¡Pero la fe no es así!
¡Para el cristiano, creer es ver! Dios quiere que primero confiemos en Él y creamos, y luego veremos la solución.

Nos hace pasar por un periodo de fe, de creer y confiar, para ver si de veras lo amamos y estamos dispuestos a confiar en Él. ¡Quiere ver si es verdad que tenemos fe! Aprecia mucho que tengamos fe para creer lo que no vemos.

¡No podemos esperar que Dios nos dé fe para enfrentar las circunstancias si estamos mirando las olas, fijándonos en nosotros u observando las condiciones en vez de poner los ojos en Dios! El hombre dice: "Quédate anclado en puerto. ¡No intentes lo imposible, o te hundirás!" Dios dice: "¡Sal a navegar! ¡Echa las redes y Yo te daré una pesca tan grande que no podrás contenerla!" El hombre dice: "¡Mira en qué condiciones está tu barca! ¡No puedes hacerlo!" Pero Dios dice: "¡Mírame a Mí!" "¡Para los hombres es imposible, mas para Dios nada es imposible, y al que cree todo le es posible!"

(Luc.5:4-9; Mat.14:29-31; Luc.1:37; Luc.18:27)

"¡Pon los ojos en Jesús, Sus promesas son verdad! ¡Pon los ojos en Jesús, Su Palabra no fallará!"